29 diciembre 2013

Rebelión en la granja: Napoleón y sus lacayos


Pienso que una de las mejores cosas que se pueden hacer antes de abrir las páginas de este libro es no leer su sinopsis. Hace poco menos de una semana me subí en un autobús para regresar a mi pueblo y me dio curiosidad por ver qué tenia de bueno en mi estantería electrónica. Pasé un par de estantes y me encontré con dos libros de Orwell: 1984 y Rebelión en la granja, me decidí por este último para leer sus primeras líneas y ver qué tal era el estilo de su autor (este es el primer libro suyo que leo)... todo iba bien y de repente me encontré bajándome del autobús con casi media historia leída. 

Es muy poco común que un libro me absorba como lo hizo esta obra de George Orwell, la historia me pareció fascinante desde un inicio y fue un guiño estupendo a películas que yo había visto de pequeño (cuando lo lean se darán cuenta de que ciertas cosas ya las conocen, pero en la trama se juega un papel muy distinto al que contaban en esas películas). 

Estamos ante un libro en el que la política predomina de una forma que no molesta ni aburre, es absolutamente crítico hacia ciertos personajes de la historia y es algo que el autor buscaba a toda costa. Es una sátira, pero no quise leer el prólogo donde decían qué personaje real representaba a tal en la trama porque quería leer sólo la historia y hacer una reseña sobre ella. Aunque quiero leer el prólogo ahora que he terminado el libro.

El ritmo es acelerado porque no es algo que se acostumbre a leer, es sumamente original si tomamos en cuenta que fue publicado en 1945. Es absorbente, como dije hace un rato, quieres saber qué va a pasar y en qué se convertirán los personajes por la constante evolución que van teniendo algunos de ellos. 

Todo es una montaña rusa que te deja en la cúspide, en donde el carro donde estas sentado se balancea justo cuando se dispone a bajar a toda velocidad, pero de repente se acaba, no de una forma molesta y creo que esto fue una de las mejores cosas que tuvo el libro. Si han visto el final de El Hobbit: La Desolación de Smaug, les digo que la sensación es idéntica. Al menos fue lo que me ocurrió a mi.

Sin lugar a dudas es una de esas lecturas indispensables que se pueden llegar a tener. Se está armando una nueva adaptación de esta historia para ser llevada a la pantalla grande y estoy muy ansioso de ver cómo queda. Les recomiendo mucho este libro, no había mejor forma de acabar el 2013. ¡Hasta otra reseña, FireDarkshianos!

Valoración: 10/10

No hay comentarios: